[CAPÍTULO 2] El pozo de Totalán. Todos los detalles que nadie cuenta

Si no has leido la primera parte puedes leerla aquí: https://tabloide.es/t/el-pozo-de-totalan-todos-los-detalles-que-nadie-cuenta/

SEGUNDA SEMANA

Nueva semana y nuevos retos. Seguro que esto está casi ya y Ángel se puede volver a casa. Espera. Espera. Espera. ¿Que ahora los mineros dicen que así no bajan? Que se niegan. Que para bajar no solo hay que entubar sino también asegurar la entubación con tierra alrededor. Que eso son más horas. Bueno pues más horas.

¿Cómo? Alguien entra y le interrumpe. ¿Pero no pueden dejarle en paz ni un rato? La máquina no da más de sí. Que ni para arriba ni para abajo. Que hay que arreglarla. Que lleva toda la noche a baja potencia por miedo a que se rompan las brocas. Que el motor ya no da para más. Y que hay que hacer trabajo de mantenimiento. Pues al final sí que va a tener que salir.

Ya han pasado 45 horas. Angel, que fue el que aseguró que serían 15, ya no se atreve a decir que son rocas duras y menos duras. Se toma una nueva decisión. Ya no se dan horas. Que se dure lo que se dure. Pero los periodistas insisten. Insisten. Y vuelven a insistir. Así que Angel acaba saliendo y dice que la culpa no es suya sino que la máquina tiene que mantenerse y que es lo normal. Cuando alguien intenta preguntarle por qué dijo 15 horas cuando llevan más de 45 él alza la voz y vuelve a repetir que la máquina se tiene que reparar y que las condiciones son extremas. Sí. Extremas es una buena palabra.

Quedan 7 metros. Ángel pide que sea otro quien hable con los medios que él ya no quiere. Volviendo a su silla se pregunta por qué le tuvo que hacer caso al politico ese que le dijo que era bueno hacer ruedas de prensa. No se tenía que haber fiado. Y aparece un nuevo héroe sin capa Francisco, presidente del Consorcio Provincial de Bomberos de Málaga. Y lo hace por todo lo alto. Asegurando que absolutamente nada se hace al azar. Que la operación es impecable y que trabajan lo más rápido posible.

Por alguna razón que Ángel ya no quiere saber, en 7 horas solamente han pasado de 7 metros a 5 metros. Que si algo de la broca de nuevo. Que si la máquina se había quedado sin energía. Que si no se qué. Ángel desconecta porque no le interesa. Por suerte ahora es otro el que se come los marrones con la prensa. Pero ese puesto le durará poco.

¡POR FIN! Se oye a lo lejos. Después de 55 horas, 40 horas más de las previstas, se ha llegado a los 60 metros. No, no. Francisco tú quédate que ahora sí que voy a salir yo. Para una buena noticia que tiene Ángel no va a dejar que la de otro.

Sonriente Ángel sale para asegurar que están muy satisfechos de solo llevar 8 días y ya tener la mitad del trabajo hecho. Que ya solo queda la otra mitad. Que el retraso ha sido por las rocas duras y menos duras.

La emoción, el buen momento, el poder dar una buena noticia por fin hacen que Ángel se venga arriba. Asegura que en 12 horas estará entubado y rodeado de tierra el nuevo pozo y que entonces ya lo que se tarde es por culpa de los mineros y no de él.

También, por poder dar una buena noticia, asegura que ahora sí que sabe como es el terreno y que lo ha ido aprendido con los días. Al final esto no va a estar tan mal y va a ser como hacer un master. ¡Cuánto se aprende! Venga, hasta va a poner un tweet.

Ángel esta tan feliz que se queda hablando con los periodistas y se pone a hacer dibujos. Que si mira como van a entrar los tubos de bien, que si luego pondremos arena al rededor. Que si esto en 10 horas está ya listo. Felicidad, alegría y sabiendo que cuando se despierte ya habrán encamisado todo el pozo, puesto la tierra y los mineros ya habrán empezado a picar los 4 metros de la galería horizontal. Así sí.

Por fin es martes. Qué bien se ha dormido hoy. Su sol, su brisa, su café. Así sí se hacen las obras. Porque recordemos que esto es una obra civil. Siempre lo deja claro. Sin quitar la sonrisa de la cara sube hasta el agujero y un escalofrío le recorre la espalda. ¡¿Cómo que todavía no se ha encamisado entero?! ¡Pero si ayer dije que serían 12 horas!

Llevan más de 14 y aun no está terminado. A nadie se le había ocurrido que si entubaban todo el pozo, los mineros que bajaran con el invento del bombero, no podrían picar. Que había que hacer una ventana. Y que para hacer la ventana hay que calcular para que quede en la altura correcta. Y que si hay una ventana cuando echen tierra para rodear se va a colar toda por ahí. ¡Más retrasos!

¡NO NO NO NO! ¿QUÉ HACÉIS SACANDO LOS TUBOS? ¿Cómo que hay que tapar el agujero y volver a empezar? Esto tiene que ser una broma. Que no, que no. Ángel se niega. A los 40 metros de entubado los tubos ya no entran. Alguien, Angel, que nadie quiere decir quien es, Angel, había decidido el diámetro del agujero, Angel. Y por las prisas, por pasar un poco del tema, por querer terminar ya, nadie pensó que igual que todos los agujeros que se hacen siempre se pueden desviar pues este también se iba a desviar. La realidad se había impuesto ante su dibujo exacto que había enseñado anoche entre periodistas.

Los tubos no entraban. Y Ángel diciendo que se metan a presión. Y los mineros diciendo que no, que así no bajan. Y que sí que van a bajar porque no hay otra opción. Y el bombero diciendo que su ascensor no cabe si no es recto. Pues nada, para ellos la perra gorda. Cuentan que Ángel ya tenía un argumento para los periodistas. Esto es como querer colgar un cuadro, hacer un agujero y que no entre el taco. Que no pasa nada. Que se coge una broca más grande y ya está.

El dueño de la perforadora le dice que no. Que eso no funciona así. Que hay que rellenar el agujero entero con arena de río. ¿Pero eso será rápido? Pues espérate que encontremos la arena, que ahora hay que sacar todos los tubos, que ahora hay que rellenar, que ahora hay que montar la nueva broca, que ayer con la emoción ya la habíamos desmontado, que puede que haya más roca dura y menos dura y se vuelva a tardar mucho. Mientras todo esto sucede 40 metros de tubo se quedan colgando de una grúa.

La vergüenza, la ineptitud, el que todos saben que cualquiera que hace agujeros sabe que se desvían, el decidir no dejar la suficiente holgura para corregirlo, hizo que Angel decida mandar un Whatsapp a los periodistas en vez de dar otra rueda de prensa más. Mejor así hasta que tengamos mejores noticias.


TERCERA PARTE AQUÍ: https://tabloide.es/t/capitulo-3-el-pozo-de-totalan-todos-los-detalles-que-nadie-cuenta

58 Me gusta

Me sabe muy mal, por qué probablemente estemos hablando de la muerte de un niño, cosa que no deseo a nadie. Pero el asunto está pillando una vis cómica terrible.

9 Me gusta

Que barbaridad…todo es tannn😒increible…

Buenísimo, esperando la siguiente entrega

1 me gusta

Va a acabar esa montaña más agujereada que una partida al Worms con 8 jugadores.

20 Me gusta

¿Puede alguien explicar razonadamente si todo esto es : a) una chapuza histórica b) Un teatrillo impostado c) Hoy en día no se pueden hacer mejor las cosas.

Gracias y enhorabuena por los dos hilos!

Esa es una frase de George Orwell.

La cita completa sería: “Periodismo es publicar lo que alguien no quiere que publiques. Todo lo demás es relaciones públicas

5 Me gusta

Si llega a vivir Berlanga, aquí tiene material de sobra para una película, ni Azcona le hubiera hecho falta.

1 me gusta

Obra pública estándar, con sus sobrecostes y mamoneos de rigor. Por cierto, la hora de alquiler estándar de una tuneladora son 300.000 euros/hora.

2 Me gusta

¿Os acordáis de los niños de la cueva de Tailandia, verdad? Parece que a alguien le está dando por “entubar” a los niños.

2 Me gusta

Segun el del vídeo de ayer es todo una especie de representacion de la sodomización de niños. “El niño no está en el agujero, el agujero está en el niño”.

2 Me gusta

Yo esta foto la acabo de ver porque he buscado cuánto tiempo estuvieron los niños dentro de la cueva, quiero ver si existe alguna similitud en el tiempo que va a estar este chaval en el pozo (en el caso de que esté dentro, claro), y al buscar la noticia he visto esa foto y claro, parece que las “ideas locas” no son tanto.

LO flipante es que un pocero que hace pozos ilegales tarda 24-48 horas en hacerlo y aquí estamos ya en la segunda semana.
O el pocero tiene una supermaquina o alguien no esta haciendo bien su trabajo. O lo esta ralentizando.

3 Me gusta

@FemaleSherlock

A mi a estas alturas me pasa igual que a ti. (el niño no estará vivo)
No hago más que darle vueltas a esa caída limpia, en picado, en un pozo que si la boca es angosta, es perfecto en su ejecución, manteniendo al menos esos 25 cm de abertura y completamente recto, sin una leve curvatura en la que se quedara atorado, vestido, con una sudadera gordita por el frío.

Qué sitio más inadecuado para hacer una paella, al lado de una zanja
Qué casualidad de foto del niño instantes antes de su desaparición.
Qué casualidad encontrar pelo entre la tierra (con lo cortito que lo tenía)
Qué extraordinaria rapidez en determinar el ADN del pelo
Qué bolsa de chuches mas extraña, como la pluma de Forrest Gump

Apuntas teorías muy razonables y las comparto en gran parte.

Mi agradecimiento a @AntonioMolina por sus mensajes, interesantísimos. Espero que siga contándonos cosas desde su especializada visión y que no de desanime por las peleas chorras e inoportunas en este tema de alguno de los participantes de este blog. Aburrís a las ovejas

8 Me gusta

Yo hubiera llamado ya a Clint Eastwood que seguro que con la cuchara tardaba mucho menos.

5 Me gusta

Está ahora mismo hablando en directo el Delegado del Gobierno en Andalucía, Alfonso Gómez de Celis, como si le hubieran dado un Oscar, dando gracias a diestro y siniestro. Como si el tema estuviera acabado.

Ahora recuerdo que cuando analizaron el pelo que milagrosamente encontraron, dijo que el coincidir el ADN, ofrecía una CIERTA certeza en que Julen está en el pozo. Textual.

1 me gusta

Yo creo que el truco de todo este atrezo es sencillamente que no hay niño.

9 Me gusta

Una opcion es el que el niño no este, pero creo que no deben de tener ni pajolera idea, si no ¿por que seguir gastando euros a espuertas en el operativo?

Os adelanto algo. Esta rueda de prensa es porque se están realizando corros entre periodistas de que ya no se fían de los ingenieros. Por eso tantas explicaciones. Por eso la charla del delegado, la cara de la subdelegada, el mensaje de que los periodistas dejen trabajar a los ingenieros, el repetir una y otra vez que se trabaja así por el bien del niño…

Es tal el despropósito que el delegado ha cogido del brazo a Angel para que no conteste preguntas y se vaya de allí.

5 Me gusta