Hasta los gatos quieren zapatos... Problemas con una becaria que, según ella, no está a mi cargo


#1

Estimados Tabloiders, necesito vuestro consejo.
La semana pasada me incorporé a mi puesto de trabajo tras un período de vacaciones. Antes de irme, un proveedor de la empresa para la que trabajo nos había enviado una becaria que, según me dijeron, iba a desempeñar unas tareas muy concretas y alejadas de lo que yo hago a diario allí. La señorita en cuestión tiene veintidós o veintitrés años, poquísima experiencia profesional y, aunque yo no participé en el proceso de selección, me dijero de ella que era “muy mona y simpatiquísima”. Hasta ese momento, aquéllo era verdad.
Bien, vuelvo de vacaciones y ¿qué me encuentro? Que por agobios, por exceso de trabajo en mi Departamento o por lo que sea, ella ha asumido alguna de las tareas que a mí me corresponden. Como me considero un profesional generoso, que puede compartir su conocimiento tanto con personas que están empezando como con veteranos, no le di importancia. El viernes tuve que cerrar unos asuntos que ella inició en mi ausencia. Y montó en cólera. Primero me reprochó que la hubiera dejado “por tonta”, al haber añadido información a una petición del negocio que ella respondió de manera incompleta. Después, a viva voz se dirigió a mí como “Tío”, protestando por las decisiones que había tomado. Discutimos y tuve que recordarle, aunque no fui lo suficientemente claro porque me puse muy nervioso, que ella estaba a mi cargo. Me contestó que eso “No era verdad” y además añadió que mi actitud le parecía “Lamentable” (sic). Temblando de rabia, le dije que no pensaba discutir con ella y así zanjé el tema pero este asunto me está amargando el fin de semana.
Este lunes pienso tener una reunión con ella y expresarle los puntos siguientes:

  1. Lo que me contestó es de una grosería intolerable, más viniendo de un proveedor (ella) hacia su cliente (yo). Si yo se lo dijera a mi jefe, él me pondría (y con razón) de patitas en la calle.

  2. En ausencia de otros directivos, ella está desde luego a mi cargo. Cualquier equivocación que cometa, me repercutirá a mí. Por tanto, deberá acatar mis decisiones sin rechistar, hacer lo que yo le diga y como yo quiero que lo haga. No podrá enviar ningún comunicado sin mi aprobación.

  3. En el informe que dé de ella, dejaré constancia de este incidente. Trataré de expresarlo “en positivo”, porque me parece que es una persona que se involucra y no escurre el bulto. Sin embargo, creo que esta lección le debe quedar muy clara.

¿Estoy siendo demasiado duro? Tal vez sí pero ¿con qué ínfulas salen las nuevas generaciones de la Universidad? Entiendo que es una putada acabar la carrera, con tropecientos cursos de formación y después otros tantos masters, para terminar de becario pero todos, en algún momento u otro, lo hemos sido. Y si no lo hemos sido, nos ha tocado desempeñar tareas ingratas.
No negaré que, por mi parte, hay un cierto rencor: no puedo pasar por alto que una recién llegada, más en su situación frente a mí, cuestione mi profesionalidad. Tampoco me gustaría llegar al extremo de "O lo tomas o lo dejas. Como tú hay doscientas personas (mujeres y varones) más preparados y con las mismas ganas. Así que si no te gusta, o te vas o pido que te reemplacen por otro u otra".
En fin, agradecería cualquier consejo que me pudierais proporcionar.


#2

Imagino que ha tenido que ser gordo si te está rondando todo el fin de semana por la cabeza. Es muy desagradable llevarte las cosas del trabajo a tu tiempo libre pero cuando ocurre normalmente, y más en este caso, no es por ninguna falta de responsabilidad tuya. A mí me parece genial la idea que has planteado y sobre todo cómo lo has planteado. Lo de exponerlo en positivo funciona muy bien en las empresas cuando tu superior es un hombre con cabeza. A buen entendedor.

Nadie, ni ninguna becaria, ni ningún proveedor, ni incluso un compañero con tu mismo rango en otro departamento distinto es nadie para inmiscuirse en tus asuntos profesionales. Todos solemos tener jefes a los que rendirles cuentas tanto por lo que hacemos nosotros como por todo aquello que ocurra en el periodo en el que seamos nosotros los responsables. Como bien has dicho, si esa respuesta la hubieses dado tú hace unos años a lo mejor estabas en la puta calle. ¿Crees que tendría algo que ver que no seas "mona y simpática?


#3

Yo lo plantearía más en el sentido de que no tienes nada que discutir con ella, que lo hablarás con su jefe (tu proveedor, ella no es tu proveedor, es una empleada de él) para que la sustituya por alguien que entienda cómo funciona una relación laboral cliente-proveedor.
Es más, no tendría ninguna reunión con ella, hablaría con su empresa directamente (aunque no sé si tú tienes esa potestad).


#4

La verdad es que en el trabajo puedo parecer una persona áspera, a veces antisocial, y no me gusta el aire “cuchipandi” que esta chica ha traído consigo, contaminando al resto del Departamento en su mayoría femenino. Me han reprochado que tengo ideas “anticuadas” pero sin jerarquía, una empresa no funciona. Estamos confundiendo términos y ya he avisado de que está muy bien trabajar en un ambiente distendido pero que nos llamemos por diminutivos a nuestro nombre de pila bautismal o con interjecciones, pues como que no.


#5

Podría hacerlo pero me da cierta pena por ella. No tiene la culpa de decisiones equivocadas que puedan o podamos haber tomado otros. Eso sí, creo que debe recibir una “bronca ejemplar” para sorprenderme gratamente el tiempo que dependa de mí.


#6

Yo no he conseguido entender la relación laboral.

Ella es becaria ¿de quién? ¿de tu proveedor? ¿de tu empresa?

Si es de tu proveedor ¿Qué hace en tu empresa? ¿De qué provee a tu empresa para necesitar destacar personal en la misma?

Y finalizando, ¿por qué un proveedor toma decisiones en el funcionamiento de una empresa cliente?

Lo dicho, yo no entiendo la relación que tenéis entre trabajadores de una y otra empresa. salvo que seáis subsidiarias una de otra.

Parece una externalización.


#7

Coincido con castizo,no es tu responsabilidad,debe ser el proveedor de tu empresa quien le ponga las pilas y además debería poner énfasis en el asunto por que al cliente hay que mimarlo en todas las facetas posibles… Si crees que la chica puede valer podrías indicarle que errores ha cometido,todos nos hemos equivocado alguna vez y es muy formativo que alguien con experiencia
te lea la cartilla… Desde luego si se pusiera borde ni una palabra más,media vuelta ya seguir con lo tuyo… Si no interpreta tus palabras como un pequeño máster gratuito su orgullo le va a dar dolores de cabeza en el futuro…
El post de otro forero me ha hecho recordar al primer encargado que tuve y me he reído yo solo al pensar en el collejon que me hubiera metido si se me ocurre tratarle de “tio” en vez de usted…
Antes te enseñaban a trabajar y a vivir.


#8

En teoría venía a prestar labores de apoyo a tareas de las que yo no me ocupo pero ya sabes cómo son las empresas y más en vacaciones… Un becario acaba haciendo lo que no le corresponde porque así se lo dice un superior. Añado que no es becaria de mi empresa sino externa.


#9

Yo tendría una reunión con ella y le leería la cartilla. Recordarle sus responsabilidades y las tuyas, que mientras desarrolle tareas que te conciernen, está bajo tu “tutela”, y que si ella la caga, es tu reponsabilidad y que por ahí no pasas. Recordarle quién es y de donde viene y que no se le olvide que ella es de “fuera” y tu trabajas en la empresa. Debería entenderlo a la primera, y sino es así, te quejas a tus superiores y que estos lo hagan con vuestro proveedor.

En un trabajo no se va a hacer amigos. Se va a trabajar. No se juega con el pan. No se dan concesiones, que no somos niños :wink:


#10

Me parece que esto te honra y dice mucho de tí.
Quiero pensar que ella es una persona válida y con carácter y que dentro de querer hacer todo bien se equivocó en las formas. El lunes lo podrás confirmar cuando hables con ella y le expliques tus motivos. Si no es así, te espera un verano entretenido, entérate de que no sea la hija/enchufada de alguien que te pueda putear y no pierdas la calma.


#11

De demasiado duro, nada de nada. Tienes que dejarle las cosas claras, porque si sigue por ese camino, se te sube a las barbas y te quita el puesto,cuidadin con las mujeres en el trabajo, que usan “sus armas” y se convierten en las favoritas de los jefes


#12

:federicofacha::federicofacha::federicofacha::federicofacha::federicofacha:

Sí, sobre todo eso, entérate bien primero por qué la niña está siendo tan sumamente engreída y caprichosa. Y sobre todo, cómo es que ha llegado a ese punto. Quién le ha dado banda libre, o si simplemente se le ha ido la cabeza.

Totalmente, pienso lo mismo que @DeNiro aquí en Tabloide estamos orgullosos de semejante compañero como tú. Ya sabes, no pierdas la calma con una niñata.

Completamente cierto…

Sí, tío. Tienes que dejar clara tu posición, tu territorio, tus valores, y sobre todo, el respeto que te tienes a ti mismo. Pero lo que dices es muy cierto, tampoco pretendes hacer daño a nadie. Lo que sí, cuando hables con ella estate muy calmado, y lleva el discurso desde la perspectiva del respeto y el convivir, y que ella no tiene derecho a, por un lado, hablarte en términos tan despectivos y coloquiales -no estás en una pinche feria, o en una puta verbena-, y que exiges como mínimo el mismo trato, luego tienes que tocar el punto en el que le digas que debe entender cuáles son las posiciones respecto al trabajo, y que no debe inmiscuirse en tus asuntos, como dice @14.21 -un punto importantísimo creo-, y yo, en lo personal remataría el asunto con una pequeña puñalada, le diría entre otras cosas que:

1- No sea una engreída y que tenga algo de sentido común
2- Respete la experiencia laboral, no conservas ese trabajo porque eres muy mono, sino porque haces bien tus asuntos
3- Que deje de intentar marearte, que no cuela su rollo
4- Que se comporte -haz hincapié en esto, le arderá como limón en una herida-, como un adulto por primera vez en su vida
5- Que también has tenido su edad, pero que no es necesario ser gilipollas (esto le molestará mucho)
6- Que tenga algo de amor propio y que suelte el hueso, que le dejaste comer del mamut, pero que es hora que te deje en paz, que vas a cazar, que haga punto de cruz (esto es broma)

Pero básicamente, para esto, creo que lo mejor es que le digas sí o sí que no sea una engreída, que tenga algo de amor propio, y que trate con respeto a los demás, luego añade algo de cosecha propia tipo: “¿Sabes cuál es tu problema? Que te has creído que el mundo es tuyo y que puedes pisar los jardines de la gente y que no va a pasar nada. Yo llevo aquí más tiempo que tú, y aún así, he tenido los cojones de no corromperme como mucha gente en una situación así, no he cedido, no la he cagado, no he pisado las trampas, no me he vuelto un sucio ocioso que juega al puto busca minas en el ordenador, o al juego de las bolitas de mierda en el móvil, no entro en facebook, no le hablo a mi “novio” por whatsapp o a mis sucios ligues de noche, así que haz el puñetero favor, chica, de NO HINCHARME LAS BOLAS, TE LO PIDO PORQUE ME ESTOY CAGANDO EN TUS MUERTOS, SUCIO COÑO DE RATA, APESTOSA COÑO SARDINA, QUÉ COÑO TE HAS CREÍDO QUE HAS VENIDO AQUÍ A INTENTAR MORDERME LA MANO, PUTA RATA ME CAGO EN DIOS”


No, amigo, no estás siendo demasiado duro. Estás haciéndolo bien. Ahora, pasa buen domingo. Hazte algún capricho, alguna serie, tómate algo, pasa tiempo con alguien, y que una niñatada no te amargue el día.

Con sincero aprecio,
tu vecino Vorj
(¿Te imaginas que de verdad somos vecinos y no lo sabes y te espío con unos binoculares?)


#13

Es un caballo de Troya

FUEGO


#14

Personalmente yo ni una reunión tendría con ella, sin duda hay formas de decir las cosas, y su actitud indica que no tiene modales.

Sin embargo, tú eres quién la conoce, su trabajo en concreto lo ha hecho bien?, sólo ha sido un mal entendido? quiero decir, si la conoces lo suficiente para considerar que, planteandole su trabajo y que su actitud revolucionaria-emprendedora no la llevara a ningún lado. En plan consejo, ya que hay jovenes que tienen su encanto y quieren cambiar el mundo.

Pero sino la conoces, a la calle, que nadie esta para aguantar ofensas de un desconocido.


#15

Te voy a hablar desde la experiencia en un caso que puede ser parecido al tuyo. Hace unos años vino como becaria a mi empresa una muchacha que había sido alumna de un curso que impartía un amigo. Este amigo me dijo “La tía me ha dado por culo durante todo el curso, haciendo las cosas como quería, pero es una máquina, un diamante en bruto”.

Así que entró en la empresa bajo órdenes directas mías (básicamente tenía que hacer lo que yo le dijera y como yo le dijera). Desde el principio se vio como iba a ser la cosa, la chica es la que más sabía del mundo y hacía su trabajo como le venía en gana, no siguiendo las indicaciones precisas que le daba.

Tres días de advertencia y la cosa no cambiaba. Así que al cuarto me senté con ella en una mesa y simplemente le dije. Aquí tienes que hacer lo que yo te mando y de la forma en que te digo. No puedes hacerlo como tu quieres aunque yo esté equivocado. Eso se llama respeto. Si en algo no estás de acuerdo, cuando termines de hacer tu trabajo te agradezco que hables conmigo y me indiques cómo se puede hacer mejor y lo estudiaré. De lo contrario a partir de mañana tu único trabajo va a ser sentarte en aquel sofá y dejar que pasen las horas.

¿Por qué no directamente la mandé al sofá? Por que en tres días me había dado cuenta de que efectivamente era un diamante en bruto. Nunca había visto una trabajadora con tantas ganas, tan inteligente y echada para delante. No tenía miedo de acometer cualquier trabajo que le mandaba y se las ingeniaba para resolverlo. Pero le perdía la soberbia.

Después de la conversación todo fue coser y cantar. Tal como le prometí oía cada una de sus quejas y tomaba buena cuenta de las ideas que tenía y que mejoraban la forma de trabajo de la empresa. Después del periodo de prácticas fue contratada y ha sido una excelente trabajadora el tiempo que ha estado en la empresa.

Así, que de ti depende que crees un excelente profesional o crees un monstruo. Pienso que en las relaciones (en este caso laborales) ante todo el respeto.

PD. Todo esto te lo digo pensando que tienes todo el respaldo de tus jefes y que te van a apoyar en cualquier decisión que tomes. Si no es así, no lo enfocaría de este modo y seguramente trataría de enfriar el enfrentamiento e ir a la mía, haciendo bien mi trabajo.

Saludos y espero que todo vaya bien.


#16

Los problemas son 2:

  1. La mala educación y soberbia de la becaria.

  2. Un desorden en los roles y responsabilidades causado probablemente porque se incorporó poco antes de las vacaciones de verano.

Como estabas ausente a lo mejor hay ciertas cosas que no te comunicaron. Lo que yo haría sería en primer lugar pedir una reunión con tu jefe directo y preguntarle cuál es la situación con la becaria. Si está a tu cargo o no, qué responsabilidades son tuyas y cuáles son de ella, etc. Una vez que tengas las respuestas a esas preguntas, si te conviene, dile que te gustaría que se lo aclarara también a ella, si puedes llamarla para que se lo diga.

Después hay dos opciones:

  1. Que realmente seas el jefe de la becaria. En ese caso me reuniría a solas con ella y sería muy duro. Le diría que le voy a tolerar otro despliegue más de malcriadez y que de ahora en adelante no me tutee y se dirija a mí por mi nombre completo.

  2. Que no seas el jefe de la becaria. En ese caso simplemente buscaría que el jefe nos diga qué responsabilidades son de cada cual y que se asegure de que las responsabilidades no se solapan.


#17

Lamentablemente, espiarme puede ser muy aburrido :claro:
Muchas gracias a todos por vuestros mensajes. Este tema me ha amargado el fin de semana. Espero resolverlo mañana. Por supuesto, os lo contaré.


#18

Yo coincido con todos. Pero se ha escapado una posibilidad.
La arrogancia de esta niñata no puede ser “arrogancia de los reyes”? Sabes quién es su familia?

En cualquier caso, informa a su empresa o sus jefes y mantén unos límites muy claros partir de ahora.
Y en lo personal ni se te ocurra sentirte mal. Que un superior o alguien con experiencia te corrija una actitud a todas luces errónea y destructiva es un favor. No lo va a ver así pero con los años se dará cuenta.


#19

Hoy llegaba a la oficina con el ánimo por los suelos cuando, antes de llegar a mi escritorio prácticamente me di de bruces con la responsable directa, al menos de manera “nominal”, de esta becaria. Es una señora veterana en estas lides, con la que tengo mucha confianza. Le conté todo lo que había sucedido el viernes y me contestó que no me sorprendiera, que probablemente a esta chica no le hubieran explicado en qué consiste la relación cliente - proveedor. Quedamos en que va a hablar con ella esta semana pero, en materia de tareas a realizar, me dijo que me dirigiera a mi jefe directo, que vuelve de vacaciones a finales de este mes. La contratación de esta chica había sido una iniciativa y un empeño suyos, evidentemente.
Por supuesto, esta veterana me dio la razón y expuso muchos de los motivos que los Tabloiders habéis reflejado aquí.
No añadiré más porque se me ha ocurrido el ejemplo del niño de dos o tres años que te llama “Hijoputa”. ¿Para qué vas a regañarle y quedar tú como el malo? Sencillamente les dices a su mamá y a su papá: “Hagan el favor de lavarle a su nene la boca con un estropajo” y sigues tu camino. Que el papá o la mamá le den el par de azotes que se merece en el culo y que le aguanten la posterior rabieta. Es su hijo y es por tanto problema suyo.
Luego apareció la susodicha, suave como un guante y de lo más modosita. La verdad es que hoy le he dado el día. Los que están por encima de mí siguen de vacaciones y fui duro. “Corrígeme esto”, “Modifica aquello”, “Esto no lo mandes si no le doy el VºBº”, “Es inadmisible que no tengamos una confirmación por escrito; no vale lo que hayas hablado por teléfono”; etc. Sin embargo, parecía contenta. Salvando las distancias, me ha ocurrido en el terreno profesional lo que a @EcheniqueC17 en el sexual: una señorita que en algún momento me ha dicho entre suspiros que “No podía más” antes de mi siguiente embestida. Ha terminado el día contenta porque ha estado sometida por un semental que ha la ha dejado, sólo profesionalmente repito, bien follada.


#20

@Lydecker, si la “señorita” esta semana cumple a tu entera satisfacción, regálale una cita con: …un semental que la deje, sólo sexualmente, bien follada. Ya sabes con quien, recuerda que el herpes ya no está en fase contagiosa.

El próximo lunes besará por donde pises.