Jordi Cruz y sus becarios


#1

Si, Jordi Cruz el Chef Superstar de la tele.

http://teleprograma.fotogramas.es/var/plan_site/storage/images/famosos-television/2015/julio/jordi-cruz-cafe/9345912-1-esl-ES/jordi-cruz-en-privado-soy-un-tipo-carinosete_reference.jpg

Hablamos de un individuo que ni tan siquiera muchas veces se pasa por su Restaurante Principal, un Restaurante donde los estudiantes de cocina de la CETT y del Instituto Hoffman acaban enviando a sus becarios a trabajar sin cobrar para él mientras él no tiene los cojones de cocinar un puto plato a sus clientes. Muchas veces cuando se están rompiendo los codos sus esclavos (muchos ni cobran) él esta en el gimnasio o tonteando en algún bar del final de la Avenida Tibidabo con sus amigos. Cuando ya va todo rodado y queda poco tiempo se presenta en el restaurante para que le admiren y se pone a echar cuatro gritos, en especial si hay algún medio.

Pero lo jodido es que ni tan siquiera ha levantado el negocio él mismo, el sitio en el que esta era un Hotel de sus padres donde empezó a ofrecer menus a 50 euros con estancia porque nadie se quería quedar a comer y la suerte que tiene es la de tener el Asador de Aranda, famoso restaurante en Barcelona, justo al lado. ¿Qué ocurría? Que cuando el Asador de Aranda estaba lleno todos iban a su Hotel-Restaurante a comer y como es un listo de la vida vio que podía sacar tajada pactando con la CETT y el Instituto Hoffman mano de obra barata… este… gratis para poderles robar las ideas.

Así pues con mucho dinero se renovó la cocina con última tecnología al estilo Blumenthal o Ferran Adria pero como no podía pagarla él ni tiene creatividad alguna pidió esclavos que van a desplegar su creatividad para que el impresentable se forre anunciando cosas, este en la tele o… Claro, que es un gran chef… Es un gran caradura… Un gran fraude con una chulería tremenda. Un imbécil y un explotador laboral.


#2

¿Tienes pruebas que demuestren la veracidad de tales acusaciones?


#3

Preguntale a cualquiera que ella estado de becario en su restaurante trabajando más de 12 horas al día.

No se si sabrás que la difunta May Hoffman (entre otros) es la que controlaba toda la crítica culinaria en Barcelona y quien decidía los restaurantes buenos y los malos de la ciudad porque controla a los críticos. ¿La mejor manera de conseguir reconocimiento? “Contratando” a los becarios de las escuelas de cocina y partirse los beneficios a cambio de alguna que otra buena reseña y/o representación por parte de esos crítico con escuelas de cocina.


#4

No tengo la posibilidad de preguntarles, no les conozco.
Mi intención no es desmentir tus palabras, quiero leer datos sustanciales que apoyen tu teoría. Pero si no los proporcionas me temo que no puedo creer lo que dices.


#5

No he comido jamás allí y odio a todos los cocineros televisivos y esta horrible moda, pero todo lo que dices es de un resentimiento digno del típico ex trabajador vago que quiere vivir del cuento, o del típico cliente gilipollas que se cree por encima del bien y del mal. Muy triste el hilo este. Espero que tenga éxito y te lluevan las críticas.


#6

No soy ex-trabajador ni tampoco he ido a comer allí nunca.

En el mundo de la cocina la mayoría que se dedican a estudiar cocina en sitios especializados como la CETT o el Instituto Hoffman cuando ven el percal que tienen que trabajar como negros en ciertos restaurantes de fama durante el periodo de aprendizaje salen huyendo y prefieren estar en un restaurante modesto, con menos fama, disfrutando de lo que hacen y sirviendo a la gente cobrando en vez de que cobre el chef estrella de turno.

Hay una mafia tremenda, si quieres una buena crítica en tu restaurante y que hablen bien de tu restaurante has de “contratar” becarios de las escuelas de cocina que son propiedad de los críticos culinarios. Cruz que es un listo no solo les hizo caso sino que ahora es uno de ellos en plan “Yo me lo guiso yo me lo como” aunque él de guisar en su restaurante poco o nada, más bien lo que hace es pagar a las escuelas de cocina que él tiene contratadas para que le lleven carne fresca cada año de la que vivir a cambio de que le hagan propaganda y le digan lo bueno que es él y su restaurante.

Y cocinar no cocinan mal en el restaurante, normal, si resulta que acabas cogiendo a personas con toda la ilusión del mundo, recién salidas de la escuela de cocina, con una creatividad y un bien hacer ya aprendido pues normal que el restaurante sea bueno dentro de los estándares medios de la gente. Pero lo que mucha gente desconoce es lo que hay detrás de todo eso… Un mecanismo creado por las escuelas de cocina de Barcelona para hacer caja de los tontos superfluos.


#7

Se me olvidaba.

Es buena gente, al menos no los mata de hambre… Es que es un Santo.


#8

Imagino que todo esto viene de las últimas noticias que critican a los restaurantes con estrellas michelín por tener becarios. http://www.elconfidencial.com/espana/2017-04-24/los-becarios-de-adria_1371187/
Y a las declaraciones de Jordi Cruz de que un becario que no cobra está recibiendo formación a cambio de su trabajo.
http://www.publico.es/tremending/2017/05/01/dos-noticias-juntas-se-entienden-mejor-los-becarios-gratis-del-juez-de-masterchef-jordi-cruz-vs-su-palacete-de-tres-millones/

Para mí Jordi tiene toda la razón. Trabajar en su restaurante es una grandísima oportunidad lectiva.

Solamente un máster público mediocre ya puede costar 3000 €. Estar trabajando en un restaurante de alta cocina te enseña mucho más y encima gratis.
¿De qué se quejan?


#9

Pues para montar el tinglado que tiene, algo de creatividad ya gasta el tipo. Y además tiene tiempo para ir al gimnasio. Conozco imbéciles a los que les va peor.


#10

En algo tiene toda la razón el OP, la alta cocina está manchada de tanto marketing que es muy complicado encontrar al gran chef en su propio negocio, pero esto no ocurre solo en el ámbito de la cocina, lo que sí es cierto es que se ve muy normal. No creo que nadie pida cita al mejor fisioterapeuta de la ciudad y tenga que esperar seis meses para que luego ni lo vea y lo termine atendiendo un completo desconocido, por muy gran profesional que pueda ser. Si vives del nombre qué mínimo que des la cara.

Nunca me había caído muy bien Dabiz Muñoz hasta que me enganché a su programa de Cuatro y vi como estaba al pie del cañón en todas sus ideas. Tenía muy fácil montar el restaurante en Londres y ni tan siquiera pisarlo porque la campaña de publicidad ya estaba hecha y los críticos culinarios llevaban meses esperando la apertura, pero sin embargo no se apartó del proyecto y curró como uno más. Jordi Cruz posiblemente sea un genio en la cocina, pero al igual que todos los grandes chefs televisivos a día de hoy venden humo trabajado por una plantilla a coste cero. También hay otros casos peores y son los que a los propios trabajadores les cobran 2000€ por currar, como si fuese un master.


#11

Absolutamente de acuerdo. Antes en los talleres el aprendiz pagaba por aprender el oficio. Ahora cualquier niñato mediocre se cree en el derecho de reclamar unos privilegios que cree que son derechos. A una empresa de este tipo enseñar a un becario le cuesta tiempo y dinero, lo lógico sería que ellos pagaran por la formación. Pero no solo no pagan sino que le es gratis o cobran un poco. Y encima se quejan.

Mucho resentimiento con un tamiz socialista e igualitarista. Vaya hilo.


#12

A ver si os creeis que Norman Foster dibuja el solito los planos de sus proyectos.


#13

Pero no veo que sean aprendices, ya se formaron en sus respectivas escuelas de cocina y posiblemente más de uno ya ha llevado otros negocios. Son profesionales, con más o menos experiencia. Es donde veo yo la diferencia. Un aprendiz es lógico que tenga que formarse a coste cero o incluso pagando por esa misma formación que le están ofertando, pero no creo que esto sea cosa de aprendices, entre otras cosas porque Jordi Cruz se puede pegar semanas sin pisar su negocio cuando está grabando Masterchef y dudo que por muchos jefes de cocina que tenga deje en el plantel una mayoría alumnos.

Aun así no creo que Jordi Cruz sea un imbécil como se titula el hilo, pero si es cierto que ni Jordi Cruz ni Ferrán Adriá moja el huevo frito del alumno durante las prácticas de verano como nos quería hacer ver ese anuncio de cerveza tan chuli. Es muy probable que a esos niveles durante todo el verano ni pise el restaurante. Estarán ocupados haciendo la portada de alguna revista.


#14

Te dire de que se quejan.

Muchos de ellos salen de escuelas de cocina donde se pasan meses por no decir años con jornadas maratonianas de aprendizaje in-situ en el restaurante y hotel de la escuela. Cuando van a trabajar para Jordi Cruz o cualquiera de los chefs estrella no son novatos, son gente con muchas horas de trabajo detrás, que se han tragado mucha mierda y con mucho rodaje antes de ir a trabajar para el chef estrella de turno sin cobrar ni un duro.

Lo que ha hecho Cruz es copiar el modelo de Ferran Adria pero con la colaboración y beneplácito de las escuelas de cocina en modo “Te pago para que me los formes y me lleven el negocio gratis mientras me pongo las medalles de su esfuerzo”. Claro esta que Cruz tiene el suficiente enchufe en Barcelona como para asegurarse a los mejores en su cocina, no acaba ahí cualquiera, más bien cruz selecciona a sus “esclavos”.

¿Qué ocurre con el tiempo? Bueno, hacen contratos de pocos meses, antes de que los trabajadores se quemen del todo y para poder pasarlo como contrato de formación a nivel laboral.


#15

Si puede que tengas razón pero veo mucha bilis en tus comentarios, casi como si fuese algo personal o una vivencia muy cercana. Por otra parte también te digo que nadie entra obligado a las cocinas de Jordi Cruz, ellos sabrán también lo que hacen y tomarán las decisiones que consideren que les salen más positivas. Será una especie de simbiosis en el que todos salen contentos, ya que también será una excelente carta de presentación poner en el CV que vienes de esas cocinas.

La forma de trabajar de esos grandes negocios es muy común, no creo que haya que señalizarla explícita en Jordi Cruz, lo suyo sería más informar y entrar a debatir este tema, pero me da la sensación de que has buscado un apedreo personal hacia él.

Y hay que ser sinceros, todo esto ha salido a la luz porque se ha comprado el palecete catalán de tres millones de euros, sino no se entera nadie de las horas que echan los profesionales en sus cocinas. Vamos que podrían haber hecho exactamente la misma noticia con los inmuebles del Gran Wyoming y los becarios de LaSexta a precio cero, pero eso a Publico.es pues como que no le interesa.


#16

Se de muy buena mano (una compañera trabajando en ese hotel) que es un putero de cuidado.


#17

A mí me han dicho que el abono del huerto de su restaurante son bebés reconvertidos en compos.


#18

Vivencia personal no, vivencia cercana quizás porque un servidor es del barrio y conoce la historia al completo aparte de tener un par de amigos que han trabajado para él durante uno de esos “periodos de formación” después de salir una del instituto Hoffman y el otro de la CETT. Ambos terminaron quemados laboralmente hablando y con la sensación de que de aprender habían aprendido más bien poco o casi nada.

Y el truco de esos restaurantes es que muchas preparaciones necesitan dispositivos especiales de cocina que una cocina estándar no tiene. Así que su tu intentas hacerlo en tu cocina o la de un restaurante normal no puedes porque al cambiar la preparación cambia el proceso químico en el que se procesa el producto. Es decir, que para hacer algo como lo que aprendes en restaurantes así te has de hipotecar la vida en forma de equipamiento de cocina muy pero que muy caro.


#19

Si quieren ganar pasta que monten su negocio y dejen de quejarse. Si van de explotados por la vida pero ni cambian de trabajo ni emprenden nada, que les den. Merecen ser explotados. Que no lo son, pero lo merecerían. No hay nada más intolerable que un llorón.


#20

¿Tu compañera es puta? Es para un trabajo.