Luis Pinto agrede a su hija


#1

Me parecia que fue una colleja pero no.


#2

Esta hija ya es un poco mayorcita para ser educada, no ? Una cosa es dar un cachete/bofetón/sopapo a un hijo en un momento determinado. Otra cosa muy distinta es golpear repetidas veces de esta forma a un hijo, por mucho respeto que su Padre merezca. Se le fué la pinza de mala manera.


#3

Eso no es educar. Sinceramente no entiendo la duda después de ver el vídeo.


#4

Eso es maltrato injustificado. No sé como es posible ver otra cosa :frowning:


#5

Buscando por google en una supuesta entrevista a la hija dice que estaba con depresion y se queria suicidar por que le van a dar la custodia del hijo al marido, que ella no considera eso una agresion, que solo era una forma de su padre de ayudarla y hacerla entrar en razon.

Ya sabeis, si conoceis a alguien con depresion infladle a hostias que os lo agradecera por hacerle entrar en razon.


#6

ESO que está grabando no es un marido…ni un hombre siquiera,si alguien osa gritar a mi mujer,ya no digo agarrarla o golpearla,tiene todos los números del sorteo para ganar una estancia en urgencias y desde luego lo último que se me pasa por la cabeza es sacar el móvil y ponerme a grabar.
Si no eres capaz ni de proteger a tu familia no vales nada como persona.


#7

En este caso, seguramente el marido grababa la escena para poder demostrar ante un juez lo inestable que era la mujer para ocuparse de su hijo. Eso convierte a su marido en cualquier cosa menos en un marido y un hombre de verdad. Él si se merecía unas buenas galletas.


#8

Ese “pero no grabes que estamos entre amigos” para poder hostiar a gusto, con el numerito montado, la policía presente, etc, es muy muy muy muy psicópata.


#9

Una colleja de vez en cuando, pase. Pero ese de que te peguen día sí y día también, yo me lo miraba.


#10

Ya hay un hilo de Cosas de Sudamericanos.


#11

De niño era bastante “movido” y he de reconocer que me fue bastante bien lo del sopapo a tiempo (esa torta que te deja el orgullo dañado pero fisicamente no es nada). Dicho esto en el video se dan una serie de circunstancias inauditas:
Ya no es una niña, casada y delante del marido, no le tiembla el pulso delante de la policia lo que hace pensar que si no estuviera alli la somanta habria sido majestuosa, que encima el marido este grabando (el covarde podria haberse puesto delante, decir algo, etc).